Blog del CCI

martes, 6 de agosto de 2013

La privacidad en la Smart Grid

Uno de los grandes retos que actualmente está afrontando la industria europea es la transición de las actuales infraestructuras de distribución eléctrica a las modernas redes inteligentes conocidas como Smart Grid. Este paso es vital para lograr los objetivos 20-20-20 que la Unión Europea ha establecido que deben alcanzarse en el año 2020:

  • Un incremento del 20% en la eficiencia energética.
  • Una reducción del 20% en las emisiones de CO2.
  • Un 20% de uso de energías renovables.

El componente fundamental de esta infraestructura son los medidores inteligentes (Smart Meters), que proporcionan a la Smart Grid la capacidad de recoger y comunicar información sobre la utilización de energía que hacen los consumidores. De hecho, la Smart Grid, ha aumentado hasta niveles que hace unos años eran impensables la cantidad de datos que pueden ser recolectados y monitorizados. Con esta información, las compañías eléctricas pueden lograr una distribución de electricidad más eficiente, proporcionar una mayor calidad de la energía y ofrecer a los usuarios finales mayor número de opciones en cuanto a cómo, cuándo y cuánta electricidad consumir.

Sin embargo, esto que evidentemente es algo de enorme valor para las compañías que gestionan la producción y distribución de la energía, plantea serios problemas relacionados con la privacidad de los individuos.
Dos conceptos fundamentales dentro de la privacidad son:

  • La privacidad de la Información personal que abarca la información relativa al individuo que puede permitir su identificación de manera directa o indirecta. Incluyendo no sólo la identidad del individuo, sino factores físicos, psicológicos, mentales, económicos, culturales o sociales.
  • La privacidad de la conducta: El derecho del individuo a tomar sus propias decisiones sobre qué hacer y reservarse el compartirlo con otros.

Estos dos conceptos están muy relacionados con las nuevas capacidades introducidas por la Smart Grid, ya que a partir de la información proporcionada sobre la energía consumida en los hogares, es posible determinar patrones de comportamiento sobre los individuos que en ellos viven e identificar qué dispositivos eléctricos utilizan en su vida cotidiana. De esta forma, se puede obtener una imagen muy precisa de las actividades que se llevan a cabo en cada nodo de la Smart Grid.

Perfil del consumo electrico en un hogar.

Esta información que la compañía eléctrica requiere para gestionar de la manera más eficiente posible la generación y distribución de energía puede ser de enorme interés para otras actividades como estudios de mercado y organizaciones ajenas al mercado energético como las fuerzas del orden que podrían aprovechar los datos proporcionados por la Smart Grid para realizar labores de vigilancia en tiempo real sobre los habitantes de los hogares conectados.

Casos como el de Kyllo contra los Estados Unidos en el que el gobierno utilizó métodos indirectos basados en medidas energéticas, para desarrollar un caso judicial contra un cultivador de marihuana han puesto de manifiesto el poder que puede suponer el acceso a la información proporcionada por la Smart Grid.

Además, las capacidades tanto de recopilación de información como de su interpretación sólo pueden ir a más, a medida que las técnicas de análisis se desarrollen y las Smart Grid alcancen mayor cobertura, por tanto, mantener la privacidad de los consumidores a la vez que se utilizan las innovadoras tecnologías del Smart Grid supone un reto que debe ser abordado desde distintos frentes que van desde el técnico hasta el legal y normativo.

Ahora es el momento en que debemos comenzar a trabajar para lograr que una tecnología que proporciona evidentes ventajas sea utilizada correctamente, realizando análisis de impacto a la privacidad previos a la instalación de la Smart Grid, desarrollando políticas y prácticas para proteger la privacidad, compartiendo información con otros operadores de la Smart Grid acerca de las soluciones a los riesgos sobre privacidad, y, sobre todo, proporcionando formación y concienciación a todos los involucrados en la operación de la Smart Grid.


Este post está basado en información contenida en los documentos:
Smart Metering & Privacy: Existing law and competing policies. Elias Leake (2009)
NISTIR 7628 Guidelines for Smart Grid Cyber Security:Vol. 2, Privacy and the Smart Grid. NIST (2010)