Blog del CCI

lunes, 4 de julio de 2016

Sanidad y otras celebridades

Hoy les acercamos un “Boletín” verdaderamente clásico; uno repleto de temas que forman parte del debate habitual en el ámbito de la ciberseguridad …

Desconozco si hay, únicamente, cinco formas de dirigirse a un consejo de administración en términos de ciberdelitos o si, tal vez, hay más; pero, como seguramente sabe, el papel del consejo en la ciberseguridad es uno de nuestros temas favoritos. De hecho, el 8 de septiembre le mostraremos algunas claves  -¿cinco?-  para ayudarle a mantener con éxito la conversación sobre “lo cíber” con su consejo o con su comité de dirección.

El factor humano, y más específicamente, la amenaza interna [humana] es otro tema clave cuando Ud. habla de cibeseguridad (ya sea a su consejo de administración o a terceros). A pesar de ser uno de los vectores de ataque más habitual  -accidental o intencionado-  las organizaciones siguen temiendo más una amenaza exterior que una interior.

Los hospitales y la obsolescencia son otros dos clásicos. [Naturalmente, me refiero a “lo cíber”, no a políticas y presupuestos públicos]. Hoy se los ofrecemos juntos. 2015 fue considerado el año de la sanidad en materia cibernética (Anthem, Premera, Excellus, UCLA Health, Medical Informatics Engineering, CareFirst, Beacon Health, Advantage Dental, el Hospital Comunitario Muhlenberg de Owensboro Health, parte de FastHealth Corp. y MaineGeneral Health, fueron ejemplos de ello). Asimismo, 2016 arrancó con el caso del Centro Médico Presbiteriano de Hollywood, secuestrado y, posteriormente, liberado tras pagar un rescate de 17000 dólares. En cualquier caso, la comunidad profesional no es consciente de estos problemas, en absoluto. Hace un par de días estaba celebrando un evento familiar con unos amigos. Uno de los asistentes era un medico, retirado, antiguo Jefe de Cardiología de uno de los principales hospitales de Madrid (España). Durante la cena él me preguntó cómo iban las cosas en CCI y qué era realmente eso de la “ciberseguridad”. Tras mi explicación, la cual incluyó alguno de los ejemplos mencionados más arriba y otros casos más ligados a lo que podríamos llamar tecnologías sanitarias, inteligentes, operativas y las consecuencias para nuestro bienestar de comprometerlas, él se sorprendió, realmente, de la importancia que “lo cíber” tiene hoy para la que ha sido su profesión de toda la vida.

Pero no sólo los sectores industriales pueden convertirse en la [desafortunada] celebridad del ejercicio; los “hackers” también parecen tener su propia especie de galardón “Del año”.

Finalmente, recuerde que no solo la sanidad, sino otros sectores también pueden convertirse en objeto de deseo para los chicos malos: piense en la agricultura, en su transformación digital y en el efecto de un posible compromiso (alteración) de las cosechas sobre la economía (y, por qué no, de nuevo, sobre la salud humana).

Profundice en estos y otros temas en nuestro "Boletín". ¡Suscríbase aquí y disfrute cada semana con su lectura!

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada